Funcionariios Corruptos, Contratistas Impunes

Como en el trabalenguas “tres tristes empresas transaban en un triste estado”, según lo revelado ayer por el contralor del estado de Veracruz, Iván López Hernández tres empresas que deberían haber realizado obras en la pasada administración estatal que encabezó Fidel Herrera Beltrán fueron denuncias por no haber cumplido no obstante que recibieron 16 millones de pesos como adelanto.

Pero además hay una lista de otras 16 empresas a las que también se les entregó un anticipo por 900 millones de pesos y presentan irregularidades.

Esos son los casos que se tienen “documentados” pero seguramente hay muchos otros casos más de “empresas” a las que se les entregaron anticipos para la realización de obras y seguramente que algunas ni siquiera comenzaron con los trabajos que deberían realizar.

Todo esto –que desgraciadamente ya a nadie sorprende- sale a relucir luego de que la Contraloría General del Estado pidió que se elaborara un reporte con las deudas que estaban cobrando empresas –contratistas- principalmente.

Ahora se viene a confirmar –una vez más- que la Contraloría del estado de Veracruz es en realidad una “tapadera” de las tropelías que cometen funcionarios públicos en diversas dependencias en colusión con empresas privadas.
No se explica de otra manera que sea hasta ahora que se dio el cambio en la administración, con la salida de la gran mayoría de los funcionarios que estaban en el gobierno de Fidel Herrera Beltrán, cuando se viene a “descubrir” que había una interminable serie de irregularidades de todo tipo en la adjudicación, ejecución y realización de obras. Pero de eso, nada se dio cuenta, en la Contraloría Estatal

Así se encontró que hay contratistas que ni siquiera están inscritos en el padrón de contratistas de la Secretaría de Finanzas que se supone es donde deben de estar todos los que quieran concursar para obtener una obra de gobierno.

Pero además hay obras que realizadas, pero que no estaban contempladas en el presupuesto y mucho menos tienen un contrato, es decir se dieron por dedazo a los contratistas.

No se trata de una obra pequeña, ya que según datos de la Contraloría y Finanzas representan una inversión de 240 millones de pesos.

Hasta el momento se tienen contabilizadas 16 empresas a las que se les entregaron 900 millones de pesos para obras y que resulta que presentan irregularidades por lo que deberán devolver ese dinero.

Desgraciadamente, como ya es común en estos casos de corrupción, al final de cuentas, si es que se procede contra los responsables –funcionarios y contratistas- solamente caerán dos o tres peces menores y los que se llevaron las grandes tajadas presupuestales, esos seguirán gozando de la impunidad oficial. 
Anuncios
  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: